domingo, diciembre 29, 2013

Mi abanico de versos

Amigos y amigas: quiero decirles algo en relación a mis creaciones. Las historias relatadas son historias tomadas de la vida, de la que soy una buena observadora, pero no necesariamente son la historia de mi propia vida. Obviamente que la mayoría de nosotros hemos vivido un poco de esto un poco de aquello, pero mis poesías y prosas son imaginadas y cuando no lo son, lo dejo en pulcro silencio en el fondo de mi alma. Generalmente dramatizo porque eso es algo que me nace en forma natural de mi alma poeta.  Así me fue entregado, por obra de Dios, este maravilloso don que tanto amo, valoro y agradezco. Besos infinitos a todos y como ya se acerca el fin de este año, aprovecho de desearles un feliz año 2014. Con cariño, Paty


Mi abanico de versos
“Pensar que fui feliz”


 
Detesto este presente de sensaciones débiles, claramente subyugadas al fin. He perdido tanta fuerza que mis ojos quieran o no, dramáticamente lo reflejan.

Y es que la vida me cargó con tal exceso, de pérdidas, tristezas y olvido, que entonces un día cualquiera no di más y caí hasta tocar el fondo de un abismo que no conocía, más profundo y frío que la soledad misma.

Sé que ya no podré nunca más ser lo que fui, aquella mujer que irradiaba estrellas de día y vestía soles de noche, con una alegría que despertaba sonrisas… Sí, todo cambió, luego de renunciar a aquello que dicen se llama… ilusión.

Hoy la desconfianza prima, el pesimismo, la rutina, el letargo… Mi piel sin besos pesa a cada paso, mi alma sin cuidados, se oscurece, mi corazón sin amor, muere.

Pensar que amé con una intensidad mayor… quizás como lo hace el mar al viento, el sol a la luna y el ocaso a sus dignas gaviotas. Entregué con tanta esperanza, besos, gestos, palabras, caricias y hechos, los que sin más, desparecieron en el click de unos experimentados dedos, no así en la prosa de mis sueños.

Y es que pareciera que nada es razonable si se trata de sentimientos de amor… nada. Dicen que Dios y el tiempo se encargan, por lo que me dejo llevar por la inercia del destino, intentando cada vez tener más resguardo para sufrir menos decepción y evitar al máximo las lágrimas.

Sí, la depresión es una verdad y dicen que lo contrario a esto es solo cuestión de una decisión personal, pero hay momentos que tus fuerzas son tan pocas, que ni eso quieres emprender.

Bueno, repetiré la frase: ya vendrán tiempos mejores… Se supone que debo sanar y entonces vuelvan a danzar las ilusiones, entre unos ojos de amorosos colores y la reprimida mirada que resguarda en transparente secreto, mi abanico de versos.


P-Car


6 comentarios:

  1. Mucha sensibilidad y un profundo bajón anímico, pero se vislumbra esa fuerza vital que no va a dejar que la protagonista se hunda.
    ¿Quién no ha pasado por la situación de desamor y falta de ilusión que tan bien describes?.
    A ese...ya vendrán tiempos mejores, tuyo, le añado yo... no hay mal que cien años dure, ni cuerpo que lo soporte (ríome).

    Feliz año nuevo, querida, que Dios te mire con ojos amorosos.

    Namasté.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Morgana. Bien describes la situación emocional que se deja sentir en su peso, en cada línea de mi prosa. Pero es verdad, hay una fuerza espiritual, más allá de las sensaciones pasajeras, que seguramente será quien tome de la mano a mi protagonista y la lleve a un lugar leve y cálido, en donde sentirá de nuevo esa ilusión perdida.

      Besos linda poeta y feliz año para ti también!!!!

      Eliminar
  2. La escuela de la vida es la propia experiencia de lo vivido , cuantos ánimos nos tenemos
    que dar y cuantas veces,... aunque la experiencia es la mejor consejera, siempre o casi siempre
    suele aconsejarnos tarde.
    Cada día es nuevo y cada día es una nueva vida, y cada día tenemos que pensar que vamos a recibirlo mas preciado, lo mas hermoso, y eso es nuestro mejor patrimonio, lo que llevamos
    dentro de nuestro ser, fuerza vital para vencer cualquier adversidad por duras que sean.
    Con mi mayor aprecio, y deseos de progreso para el año 21014.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Isidoro, gracias amigo por tu presencia, que valoro muchísimo. Cada palabra tiene una historia y cada verso, un pedazo de tiempo vivido.... mojado de algunas lágrimas... Todo vale la pena y todo adquiere un sentido con el correr de los meses o años. Inclusive las penas, o quizás digo mal, son las tristezas las que MAS nos enseñan........
      c
      Feliz año nuevo y espero que durante él, la vida y el amor te sonrían cada día.

      Eliminar
  3. Ayyyyyyyyyyyyy tengo ganas de gritar con solo leerte... espejo de sueños, reflejos intactos, de un alma que transita en peregrinaje eterno, en los caminos más largos, donde un verso, delinea los límites finitos de unos ojos que te miran, más allá del alba, que alguna vez, brillaron en tus pupilas negras, de noches infinitas preñando estrellas!!!
    QUE LINDO ESCRIBES, así sea lo más triste, sin duda, sigue siendo LO MÁS BELLO

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Mi preciosa amiga......... poetisa hasta la médula..... Cuánto me gusta lo que dices...... Uffff gracias mil veces GRACIAS!!!!!

      Eliminar

Mi cofre de tesoros!