viernes, octubre 23, 2020

Verte otra vez

 

“La sonrisa del caminante
no viene de la seguridad.
Su felicidad nace y florece
en el sacramento y misterio
de cada paso que da”

Tras mis arengas
existen laberintos
que te traen a mí…
que me llevan a ti.
 
Los ando a tientas
con una ceguera espléndida
que todo lo presiente
y nada registra.
 
Todos son senderos
impolutos, salvajes,
sin leyenda, sin planos,
sin promesas, sin finales.
 
No obstante el brutal
galopar de mi corazón
me introduzco desnuda
como un ser recién dado a luz
intentando respirar.
 
Y aunque parezca locura
mientras creo una a una
mis huellas en la espesura
mi memoria se deslíe en olvidos
con todo lo que nos separó
y mi alma se hace ternura pura
con todo aquello que nos unió.
 
Ella centellea de amor…
en el misterio de saberte
tan retraído y tembloroso
como reflexivo y aprendido
al amparo de cualquier árbol,
hincado en cualquier ángulo
u holgando la sombra del sol.
 
Ella…
sin saber de mapas
sin conocer la muerte
sin entender la maldad
le declama al viento
que no renunciará.
 
Yo… la verdad… ¡ya no lo sé!
pero mi alma disfruta
la descomunal fe
de caminar y caminar sin revés
para tan solo quizás, nada más
frente a frente, sin bruma
bajo el halo de cualquier luna...
¡verte otra vez!
.
.
.
P-Car
 



Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: de Internet

viernes, octubre 09, 2020

Nos veremos

Sin sermones
tú y yo nos veremos
en ese lugar sin sombras
sin futuro, sin pasado.
¡Sin temores!
 
Nos hallaremos allí
con el iris de agua
y el espíritu de fuego.
 
Nada importará el oro
nada importará el tiempo
nada importarán los otros.
 
Importará haber hecho el trayecto
importará poder convertir el dolor
importará en demasía el perdón.
 
Tú y yo nos veremos, solo allí
donde todo será muy diferente
siendo, a la vez, íntimo y afín.
 
En silencio, nos sentiremos
con los sentidos expuestos
la sangre iluminada
y el aura sanada.
 
Tú y yo, ciertamente, nos querremos
y con un poderoso deseo el alma
nos haremos el amor, ¡eternos!
 
Será límpido, será entrañable,
será mágico, será verdadero.
 
Sin habernos ganado tal don
sin duda el prodigio será
un gran obsequio
¡de Dios!
.
.
.
P-Car

 
Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: Adam Martinakis


jueves, octubre 01, 2020

¿Bailamos?

 

Baila conmigo esta especial canción
sin sentir el suceder del tiempo,
sin pensar en ayer o mañana,
sin segunda intención.
 
Hagámoslo con destreza señera
como si de lejos los planetas
nos fuesen a vislumbrar
en cada nota y vuelta.
 
Por esta última vez -te ruego-
baila conmigo como si fuese  
nuestro primer encuentro
y transformemos este adiós
en una hermosa invocación:
sin sermones, sin lamentos.
 
Acoplados y en silencio
-muy suave y muy lento-
por unos pasmosos minutos
estrechemos los corazones…
en cada melodioso movimiento.
 
Para el ordenado reloj del mundo
sucederá ligero… ¡es verdad!
pero para la extensa soledad
del resto de mi vida sin ti
será lo más próximo  
-en mi quebrada alma-
de atesorar la eternidad.
 
Qué primor de emoción…
has tomado mi mano y
oigo ahora de tus labios:
“¿Bailamos?”
.
.
.
P-Car



Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: de Internet


viernes, septiembre 25, 2020

Te sé

 

Sé que estás en algún lugar
que inspiras algún céfiro
que suspiras algún mar.
 
Que acaricias la soledad
con tus yemas suaves.
Manos solo tuyas
de más nadie.
 
Sé que deambulas entre las gentes
igual como lo hago yo: sereno,
existido, íntegro, reverente.
 
Vas con un infinito en tu faz.
Te sé, lo sé. Nos sabemos.
¡Es un algo tan bello
que ambos tenemos!
 
Me buscas con celo y verdad,
Mi sentido es tu norte,
nuestra última paz.
 
A veces el sol en mi iris oscurece
pero llegas tú con mi fe y tu luz.
¡Mi corazón vuelve a renacer!
¡Mi balada resplandeces!
 
Así no te conozca -aún-
así nunca nazcas…
así ya estés en el más allá…
con esta misma alma
¡perderte sabré jamás!
.
.
.
P-Car




Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: de Internet


sábado, septiembre 19, 2020

El camino recorrido


Un día sigue a la noche y la noche al día,
ordenados, meticulosos, ¡constantes!
Un instante pegado a otro instante
como endebles seres caminantes
abrigados por sus alas ajadas
y que por sus pies heridos
sangran esperanzas.
 
Entre sus pertenencias llevan
un par de monedas inútiles
ganadas con exacerbado ardor
junto a apilados recuerdos grises
y un -de tan leído ilegible-
verso de amor.
 
Me sumo a la procesión
con la fe de encontrar
un sedativo norte.
Al firmamento nada cuestiono:
rezo y a la columna me sumo.
Es ella, es él, eres tú, soy yo.
Incontables, somos muchos.
 
Y si al terminar no hay nada:
no brilla un sol o una estrella,
no se oye una celestial melodía,
ni nos hidrata una gota de agua…
 
y nos traga el bostezo del olvido
hemos de agradecer que al menos
habremos desaparecido hermanados
por una inspirada cósmica causa.
 
Y muy superior al horror del vacío
y a la infinita soledad del exilio
quedará por doquier teñido
el casto silencio del dolor
y el honor de la sangre…
 
e infinita permanecerá danzante
la inmaculada sombra del alma
que virtuosa examinó y buscó
en el largo camino recorrido
de la frágil existencia
¡un elevado sentido!
.
.
.
P-Car
 
Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: de Internet


viernes, agosto 21, 2020

Mientras dormías


Mientras dormías yo…
¡aún más te quería!
Era como si mi historia
en tu imagen se aunara.

El sentido de lo ínfimo
¡y de lo inmenso!
se arrodillaba…
en un momento
minúsculo y eterno.

Lo reído, lo llorado,
lo ganado, lo perdido,
lo amado, lo olvidado.

Verte así de puro e indefenso era
contemplar el amor y el candor tendidos:
sensitivos, alcanzables, permeables,
palpables, místicos, adorables.

De Dios y míos
¡de más nadie!

En un amanecer de sol gris
en que sentí mi piel helada
al abrir mis ojos no estabas.

Inclemente…
del cielo cayó una lluvia densa
durante una estación completa.
Al asomar la primera luz
a mi alma… ¡juré vivir!

Desde aquel entonces…
como invento y puedo
te he seguido mirando
-y mi desvarío amando-
para no perderme a mí.
.
.
.

P-Car




Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: Vladimir Volegov

viernes, agosto 14, 2020

¡Lléname de tu nada!


Ven a mí, silencio de vacíos repleto
con todos tus acordes y palabras
de núcleo jamás paridas…
¡en ningún despertar!

Ven a mí con esa tan tuya
honda indiferencia muda
que vence y cristaliza
los huesos del tiempo y
la ternura del alma.

Inunda mi vena, mi mano, mi razón
mi rebeldía, mi gracia… ¡mi amor!

Llega pronto sin miramientos…
tu cualidad sin filosofía espero
para lapidar este tan mío
adorable y perverso
silencio lleno.

Este aposento lleno
este versículo lleno
este torrente lleno…
de la espiritual verdad
que nunca jamás…
ha de ser realidad.

Silencio sin retentiva…
Silencio sin emociones...
Silencio sin lágrimas…
Silencio sin ilusiones…
¡lléname de tu nada!

y haz de mi existencia una…
de tan insustancial cesible,
de tan deshabitada fría y
de tan hueca inmutable…
¡presencia sin sueños!
.
.
.

P-Car

  
Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: Robert Mickelsen

viernes, agosto 07, 2020

La más olvidada


Soy la mujer que te soñó de veras,
te besó de veras, te tocó de veras,
te miró de veras, te amó de veras.
La misma que lloró hasta quedar,
de planicies y vertientes, desierta.

Soy aquella que pasó de paso por tu vida
de quien no conservas bálsamo ni herida.
La que su última demacrada imagen
gris, desolada, rígida, desgarrada…
abortaste de tu memoria, lavada.

Soy, lo sé, de los relatos de la creación
de gracia redimida, la más enamorada.
La que en cama de gardenias entregada
quiso ser devorada por tus delirios, para
entre cantos de amor al infinito elevados,
decirte cuánto, serena y franca, te amaba.

La misma que hoy, quién lo diría…
no es más que una caduca sombra
volatilizada entre incontables otras.

Mujer ¡mujer! a quien al tenerla, adorabas
y hoy de tan invisible es ¡la más olvidada!

Pero a su vez, con presunción, soy aquella que
premiada de ser, de fe y del alma enloquecer…
-ya sanada del horror y bautizada de amor-
ni por un instante, pretende aprender
a querer de otra manera… ¡corazón!
.
.
.
P-Car





Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: Ennio Montariello


viernes, julio 31, 2020

Diáfana diosa


Ya nada siento idéntico a  
cuando tú y yo nos amamos:
todo aquello tan único y mágico
tímido aguarda en algún lugar. 

Los episodios son como fantasmas
que de pronto, nocturnos declaman
aminoradas y esquivas nostalgias.

Y yo, aquí, tan adherida a mí
aprendida, impasible, solitaria…
preguntando lo que no debo,
deseando lo que no alcanzo
e intentando no soltar nada.

A veces imagino expandirme:
ser viento, el tiempo o el cielo.
Un ente sin bulla ni sombras.

Y llegar hasta ti poética,
circundante y sanadora:
oh... ¡cual diáfana diosa!
Contemplarte penetrante,
santificada y silenciosa…

Adorarte hasta lo más recóndito
con una libertad espiritual feroz.
Bañarte de sensaciones buenas e
inundarte entero de puro amor.

¿Será que de tanto tanto añorarlo
en mi reflexión, cuerpo y corazón
yo… pudiese ser yo nuevamente
hasta criar lunas en mi interior?

¿Será que si el milagro se hiciese…
todo lo de aquel ya difuso pasado
-que hoy parece gris, sentenciado-
podría volver al presente, sanado?

¿Será que si cultivamos el alma
con fe, paciencia, bondad y calma
podremos mi bien… ¡cuidarnos!...
apacibles, agradecidos, compasivos
y quedarnos tomados de la mano?

¿Será que si Dios nos consiente
y nunca incluyó un olvido cabal  
es porque en su gran obra celeste…
desde el primer día y para siempre
moldeó para nosotros un plan?

Él, sabe que mi sueño es plegaria
que sobrevuela el extenso océano
y por un cosmos espiritual viaja.

Y que aquello “único y mágico”
resuelto volverá de algún lugar
el día y la hora que deba llegar. 

Decidido, ¡y es mi elección!,
seguiré aquí, adherida a mí
preguntando lo que no debo,
deseando lo que no alcanzo
e intentando no soltar nada.

¿Y tú querido, qué harás?
Sin planear, sin calcular…
cuando a ratos me piensas
mira lento las estrellas y
tan solo ¡déjate llevar!
.
.
.
P-Car




Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: Darío Campanile

viernes, julio 24, 2020

Por y para ti


Cuando mis pupilas se dilaten y ya no te vean,
cuando no logre modular lentamente tu nombre
ni besar mil veces tus labios con mi boca quieta.

Cuando mis huesos como cristales se rompan
y mi sangre hecha lluvia en el mar se diluya.
Cuando mi corazón lleno de mi amor y el tuyo,
en un instante final e infinito ¡se detenga!
Si, cuando lo único irremediable suceda
créeme, estaré contigo más que nunca.

Seré, juro que en esa real irrealidad seré…
la luna que apaña y el suspiro de tu alma
y de tus inminentes lágrimas he de ser,
su más dulce y vivificante sustancia.

Y en tu soledad que nunca será tal
seré como aquella música silente
que todo lo abarca y que unidos
-muy juntos- oíamos al alba.

Estaré ahí, créeme, sin escusas.
Te querré y amaré sin término
sin un solo espacio de duda.

Para hacer el sueño real ¡recuérdame!
sostenme en tu perspectiva espiritual
y ¡siénteme! con inundación de paz.

Si es así, hasta que el infinito nos reúna
en mi verdad siento y atesoro la fe que…
-ternura mía- por y para ti…
¡no moriré nunca!
.
.
.

P-Car




Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: de Internet

viernes, julio 17, 2020

Créeme cariño


No me quieras por mis aciertos
no me quieras por mis tropiezos.

No me quieras por lo que digo
no me quieras por lo que hago.

No me quieras por mis líneas
no me quieras por mis cambios.

Quiéreme de verdad y más
por todo lo que en ti sucede
cuando intenso me extrañas
y cerca de ti no me hallas.

El amor no es de escenas,
de los constantes avatares
ni de las circunstancias.
Tampoco pende de cielos ciegos
o plagado de estrellas brillantes.

Mi bien, el sentimiento verdadero
es algo que se asemeja al infinito
que se aloja en el fondo del alma.

Donde estés, si el amor te gobierna,
respira hondo y… créeme cariño,
que tu bella existencia ha valido
¡todas! absolutamente todas…
sus alegrías y sus penas.
.
.
.

P-Car






Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: Robert Dowling

viernes, julio 10, 2020

Célebre exhalación


Somos sublime inspiración
que expectante, su momento,
entre los hilvanes del espíritu,
espera su azulina unción.

Somos quimera, somos aire, somos signo.
Somos aquello que secretan las praderas
cuando amanece y el astro sol las baña…

Todos: tú, yo y el símil más anónimo
somos aquel perfecto insigne trébol
que todos inquieren y nadie advierte.

Somos tanto y podemos valuar tan alto:
ir donde llega el silencio o una melodía.
Ser conciencia, ser totalidad, ser júbilo…
y sin embargo algo vigoroso nos frena.

Tal vez es el apego a la historia misma:
a lo ya pasado que no logramos cambiar
con esa lasitud que aqueja y subyuga
los corazones afligidos y fracturados.

O es que ya vamos cual sombra del ser
zigzagueando por los vastos desiertos
procurando agua cristalina para beber
pero que al obtenerla, la dejamos caer.

Sea lo que sea y suceda lo que suceda
a donde quiera que emigremos o huyamos
las arcaicas sabias miradas entre si hablan
lo que el celo de los labios calla sin paz.

Y ese consagrado suspiro
hecho de tiempos sin tiempo
hecho de sueños de libertad…
hecho de amores límpidos…
hecho de perdón y lágrimas…
hecho de abrazos y reencuentros…
en nosotros siempre existirá…

porque de la virtud de nuestras almas
ya sea sobre la tierra o en la infinitud
esa cabal esperanza y esa célebre exhalación,
esa luz que eterniza la devota esencia…
jamás nunca nos han de abandonar.
.
.
.

P-Car







Paty Carvajal-Chile
Derechos Reservados
Propiedad Intelectual
Imagen: Pier Toffoletti